Francisca se va sin manifestarse después de haber descubierto a su hijo y a la confitera abrazados. Tristán cree percibir que alguien los observaba cuando ya se ha marchado. Francisca vuelve a presentarse a Candela y le ofrece su amistad y la joven no sabe cómo reaccionar.

Olmo observa como Soledad se suelta con el coche y está fascinada por la velocidad. Teme por ella porque no parece ser consciente del peligro. Gonzalo no ha olvidado la “afrenta” de Olmo y Don Anselmo lo presiona para que pase página.

Hipólito insiste en hablar con su madre de su futura boda con Quintina. Pero Dolores no se muestra entusiasta y es Hipólito quién la conmina: Tienen que hablar de la boda. Francisca interroga a Roque sobre el embarazo. Los costureros se esfuerzan por no alarmarse demasiado por las preguntas de Francisca Montenegro.

Don Anselmo pone sobre la mesa la posibilidad de que Francisca sea inocente pero llega el telegrama con noticias de Raimundo y confirma que no está siendo envenenado. Entretanto La Casona recibe noticias de María y Fernando, los recién casados están de vuelta.

Mariana no puede ocultar su nerviosismo, ¿cómo llegará su sobrina?

0/5 (0 Reviews)